Concepto Ventajas Bienes sujetos a Titularización
Concepto de Titularización

La titularización es un mecanismo de financiamiento que consiste en transformar activos o derechos futuros en valores de titularización negociables en el Mercado de Valores, para obtener liquidez en condiciones competitivas en términos de plazo y costos financieros.

Los activos o derechos deben tener características comunes (homogeneidad) y deben generar flujo de caja. Con la cesión de estos activos o derechos se constituyen Patrimonios Autónomos, independiente del patrimonio del cedente (originador) que serán administrados por nosotros como sociedad titularizadora.

Los Patrimonios Autónomos sirven de respaldo a la misión de valores de titularización que se negocian en el Mercado de Valores.

Los activos o derechos se transfieren absolutamente al Patrimonio Autónomo en términos jurídicos, contables y con carácter de irrevocabilidad. Los activos o derechos transferidos respaldan en forma exclusiva la emisión de valores.

 
    Los Patrimonios Autónomos pueden ser constituidos por:
  • Personas Individuales o Naturales
  • Personas Colectivas o Empresa
  • Sociedades de Titularización

    El Patrimonio Autónomo se constituye a través de:
  • Contrato de Cesión irrevocable de Bienes o Activos suscrito entre el cedente (originador) y nosotros como Sociedad de Titularización, donde se establece la cesión de los bienes o activos.
  • Declaración Unilateral de Cesión, efectuada por nosotros, en caso que hubiéramos adquirido bienes o activos que constituirán el Patrimonio Autónomo, para ser titularizados.